Cuarta dimensión

Hay dos direcciones opuestas en la cuarta dimensión equivalentes  a,  derecha-izquierda, arriba-abajo,  adelante-atrás, antes y después, visto todo al mismo tiempo.

La tercera dimensión es la dimensión física que contiene tres elementos: tiempo, espacio y materia. El mundo cúbico es la dimensión física que percibimos con los cinco sentidos es decir, la vista, el oído, el tacto, el olfato y el gusto. Existe una dimensión mayor que cubre la tercera dimensión visible física y material, la cuarta dimensión.

El concepto de sombras puede ayudarnos mejor a entender la teoría de cuatro dimensiones.

La luz en un objeto cuadridimensional proyectaría una sombra tridimensional. Como ejemplo, la sombra de un cubo transparente, proyectaría una sombra sobre el papel, de dos cuadrados, unidos por sus vértices con 4 segmentos. Un cubo cuadridimensional iluminado con luz de 4 dimensiones, su sombra sería la de un cubo tridimensional dentro de otro cubo tridimensional

El ser cuadridimensional consideraría el mundo en tres. Así podría, por ejemplo, ver los seis lados de una caja opaca simultáneamente. No solamente eso; también podría ver lo que hay al interior de la caja, como en Planilandia, en donde la esfera ve objetos en el mundo de dos dimensiones y todo dentro de él simultáneamente. Igualmente, un espectador cuadridimensional vería todos los puntos en nuestro espacio tridimensional simultáneamente, incluyendo la estructura interna de objetos sólidos y de cosas obscurecidas a nuestra  vista.

La cuarta dimensión representa tiempo, como las tres primeras representan longitud, anchura y profundidad. Algo indispensable para ubicar un objeto en el espacio y en un momento determinado

Aplicando analogía dimensional, uno puede deducir que el ser cuadridimensional sería capaz de hazañas  desde  nuestra perspectiva tridimensional.

Ahora podemos usar la cuarta dimensión como argumento para el viaje en el tiempo, utilizar la cuarta dimensión para almacenar los inventos del futuro

En mis escritos y referencias puedo ser como el inusual viajero de Planilandia –la esfera–  conducirlos a mi reino para sacarlos de su dimensión, sorprenderlos, hacerlos reír, asustarlos, todo en pasado, presente y futuro al mismo tiempo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s